domingo, mayo 07, 2006

Fraude en las novelas.


Tim Marchman, en su excelente artículo Ware and the frauds. Pictures, prosa and parody en el New York Press afirma:

“Para un lector, incluso para un devoto de los cómics, admitir que el mejor libro de la estación es una colección de historietas es admitir que hay algo que falta en los estantes de la librería.”

Se refiere a que la obra de Chris Ware
ACME Novelty Library, ha sido considerada como la mejor obra de ficción de la estación (lee a Breixo Harguindey y a Álvaro Pons en La Cárcel de Papel) y deja atrás la inexperta querella entre cultura popular y alta cultura.

Marchman afina:

“Lamentar la ausencia de calidad en los novelistas contemporáneos es básicamente lamentar la carencia de ideas, y, más importante, es lamentar la carencia de las ideas expresadas como emociones.”

5 comentarios:

  1. Hola Omar, muy de acuerdo con tus citas. Descubrí tu blog por simple navegación, soy Sebastián, periodista, que una vez te compré algunos ejemplares de tu libro sobre Lavín, no sé si recuerdas. Seguiré visitando tu blog y te invitó a visitar y a dejar tus opiniones en el que comparto con algunos amigos-colegas: ubre.blogspot.com, y también entras desde www.ubre.cl. A ver si te gusta.

    Saludos

    Sebastián

    ResponderEliminar
  2. Hola, Sebastian.
    Claro que me acuerdo de ti, y de una animada tertulia con amigos en la terraza del Galindo.
    He visito el blog Ubre, y por supuesto que lo seguiré visitando.
    Está de pelos....

    saludos

    ResponderEliminar
  3. Acertado comentario don Osmar.


    Por cierto ¿leiste el libro del Chino cochino?

    ResponderEliminar
  4. Roscoe,
    he leido a Lu Sin, me sorprendió "El diario de un loco", trata de un chino loco que creía que los hombres se devoraban a sí mismos (qué tipo tan mal de la cabeza, cómo pudo llegar a pensar eso!) El tipo loco creía que entre las palabras Humanitarismo, Justicia y virtud, se escondían las palabras "devorar hombres".
    Qué tipo loco, no? Roscoe

    ResponderEliminar
  5. Me encantó ese cuento, muy bueno.

    Como iba volviéndose más paranoico el loco jajaja.

    Claro que para algunas personas esas palabras son peligrosas... OJO.

    ResponderEliminar